{{ data.msg }}

Your browser does not support all of our website’s functionality. For an improved shopping experience, we recommend that you use the most recent versions of Google Chrome, Safari, or Firefox.

Solución de problemas del freno eTap AXS

Los frenos de disco hidráulicos SRAM ofrecen la mayor potencia y el mejor tacto del camino del mundo de los frenos. Para que tus frenos funcionen perfectamente, aquí tienes algunas soluciones a problemas comunes que puedan surgir, o algunas opciones de mantenimiento para que siempre se comporten como si fueran como nuevos.

 

Síntomas que trataremos:

  1. Pistones pegajosos/desgaste de pastillas/movimiento desigual de pastillas
  2. La maneta toca el manillar
  3. Frenos nuevos sin potencia
  4. El freno hace ruido
Related Image

Pistones pegajosos/movimiento desigual de pastillas

Con el paso del tiempo, la mugre y suciedad pueden impedir que los pistones se muevan libremente. Esto puede provocar que las pastillas no avancen lo suficiente como para ofrecer la potencia de frenada adecuada, o bien que los pistones se muevan de forma dispareja. Para corregirlo, sigue el procedimiento de avance de las pastillas tal y como se describe en la página 6 de nuestro Manual de servicio del eTap AXS HRD:

  1. Retira la rueda del cuadro, y extrae las pastillas de la pinza de freno.
  2. Coloca el espaciador de pastillas adecuado según el modelo de la pinza de freno.
  3. Presiona varias veces la maneta de freno hasta que los pistones hayan avanzado y entren en contacto con el espaciador de pastillas. Un pistón puede moverse más rápido que el otro; continúa presionando la maneta hasta que los pistones toquen el espaciador.
  4. Retira el espaciador de pastillas y empuja suavemente los pistones de vuelta a la pinza con un desmontable de plástico.
  5. Repite los pasos 3 y 4 hasta que los pistones se muevan de forma suave y pareja. ¡Puede que tengas que repetirlo varias veces!
  6. Vuelve a colocar las pastillas y la rueda, y afloja los tornillos de la pinza.
  7. Presiona la maneta de freno ligeramente varias veces para posicionar las pastillas correctamente.
  8. Centra la pinza de freno y aprieta los tornillos.
Related Image
Related Image

La maneta toca el manillar

Si al apretar la maneta de freno esta baja completamente hasta tocar el manillar, puede deberse a diferentes motivos dependiendo de la antigüedad de la bicicleta.

Si la bicicleta es nueva, primero intenta el procedimiento de avance de las pastillas mencionado previamente. Simplemente, puede ser que los nuevos pistones necesiten moverse un poco para quedar listos para frenar. Considera la posibilidad de volverlos a instalar. Si el latiguillo de freno se cortó a la medida adecuada durante la instalación, es necesario sangrar el sistema de frenos. A la hora de cortar y sangrar, sigue atentamente los pasos señalados en nuestro manual, incluyendo los de configuración del contacto de la pastilla en la posición de presión máxima. Utiliza grasa DOT compatible siempre que se indique. Comprueba que no instalas la oliva al revés. Y utiliza una llave dinamométrica para apretar la tuerca a 8 Nm. Si no sigues estos pasos correctamente, puede podría entrar aire en el sistema.

Si has utilizado tu bicicleta durante un tiempo, revisa si ha llegado el momento de cambiar las pastillas. Si el grosor total del material de la pastilla y la zapata es de menor a 3 mm, es momento de cambiarlas. Encuentra las pastillas adecuadas para tus pinzas de freno en el Catálogo de repuestos (nuestro material estándar para carretera es zapata metálica con pastillas orgánicas), y pídeselas a tu distribuidor local. Si tus pastillas aún están en buen estado, asegúrate que los pistones estén moviéndose correctamente a través del procedimiento de avance de las pastillas mencionado anteriormente. Comprueba también que los manguitos de freno no estén torcidos en algún punto.

Related Image

¿Tu bicicleta tiene más de un año? Es momento de sangrar los frenos. El sangrado de frenos eliminará el aire y el agua del fluido de frenos, incrementando el punto de ebullición del mismo y optimizando el funcionamiento de los frenos. Es un proceso sencillo que dejará tus frenos como nuevos, y si no quieres hacerlo tú mismo, en tu distribuidor local probablemente haya un experto.

Related Image

Los frenos de mi bici nueva no tienen nada de potencia

Recién salidos de la caja, tus nuevos frenos no tendrán potencia hasta que pasen por el procedimiento de asentado. El asentado de los frenos depositará una capa delgada del material de la pastilla en la superficie del disco de freno. Esto garantizará una frenada potente, constante y silenciosa durante todo el periodo de vida del disco. ¡Asienta los frenos antes de tu primera salida! El proceso es el siguiente:

Para conseguir resultados óptimos de una manera segura, permanece sentado en la bicicleta durante todo el procedimiento de asentado. No bloquees las ruedas en ningún momento del procedimiento de asentado.

Acelera la bicicleta a una velocidad moderada y acciona los frenos firmemente hasta llegar a una velocidad al caminar. Repite el proceso unas veinte veces.

Acelera la bicicleta a una velocidad mayor y frena firmemente hasta llegar a la velocidad de un peatón. Repite el proceso unas diez veces.

Deja que los frenos se enfríen antes de volver a usar la bicicleta.

• Después de realizar el procedimiento de asentado, posiblemente tengas que volver a centrar la pinza de freno.

Related Image

¡Los discos de freno hacen ruido!

El ruido de los discos de freno puede ser debido a que haya entrado algo de agua o suciedad en los discos de freno. Si unos discos que no hacían ruido comienzan a hacerlo, límpialos con alcohol isopropílico o detergente suave y agua. Si el ruido es persistente y continua a largo plazo, puede ser que las pastillas se hayan contaminado o que el asentado de frenos haya sido inapropiado dejando una capa de pastilla irregular en la superficie del disco. La solución es la misma en ambos casos: cambia las pastillas y los discos, y sigue al pie de la letra el proceso de asentado que acabamos de mencionar.